EL INSTITUTO PEDAGÓGICO ANGLO ESPAÑOL, PREPARATORIA, SURGE DE LOS COLEGIOS DEL VERBO ENCARNADO, DIRIGIDOS POR: CONGREGACIÓN DEL VERBO ENCARNADO.

FUNDACIÓN.

Jeanne Chézard de Matel, nace en Roanne (Francia) nació el 6 de noviembre de 1596 en el Castillo de Matel. Desde muy pequeña se siente inclinada a la oración, gracias al buen ejemplo de sus padres.
En el año de 1617 cuando Jeanne tenía 21 años de edad, el Verbo Encarnado le hace conocer su voluntad: «Hija mía – le dice – te he elegido para instituir una Orden bajo mi nombre que honre a mi Persona Encarnada por amor a los hombres».

Y así el día 2 de julio de 1625 Jeanne dejó la casa paterna para con otras dos jóvenes: Catalina Fleurin y María Figent, comenzar la gran Obra a la que Dios la llamaba.
El Arzobispo de Lyón Francia aprobó la decisión de Jeanne y pronto se le unieron nuevas compañeras. Finalmente siendo Papa Urbano VIII, el 21 de mayo de 1633 fue aprobado el Instituto.

Después de fundar en Francia cinco Monasterios, a los 73 años de edad se encuentra definitivamente con Aquel a quien había servido con tanta fidelidad, el 11 de septiembre de 1670.

La Orden del Verbo Encarnado siguió extendiéndose después de la muerte de Jeanne. Muchos de los Monasterios pasaron más de cien años al servicio del Verbo Encarnado en el Ministerio de la Educación de Niñas y Jóvenes en pensionados (internados).

LLEGADA DE LA ORDEN AL CONTINENTE AMERICANO.

En el año de 1850, el obispo Juan Ma. Odín y algunos obispos franceses reciben de la Sagrada Congregación de la propagación de la Fe de Roma la misión de la Evangelización de Texas.
Monseñor Odín visita Lyon, Francia y busca en varios monasterios religiosas para establecer una escuela católica. Entre los monasterios que recorre está el del Verbo Encarnado de Lyon.

Es entonces que le propone a la Hna. Angélica de la Encarnación Hiver, enviar hermanas a Texas. Ella se sorprende ante la inesperada petición y recuerda las palabras que el Verbo Encarnado había dicho a la madre de Matel: «Esta orden llevará mi nombre hasta los últimos confines del mundo».

La madre Angélica acepta y envía varias hermanas que se ofrecieron como voluntarias. Se embarcaron rumbo a Nueva Orleáns, donde llegaron el 11 de mayo de 1852 después de 52 días de viaje.

 

ENCARNACIÓN DEL VERBO EN TIERRAS MEXICANAS.

La ciudad de Brownsville, Texas viene a ser la segunda cuna de la Orden del Verbo Encarnado en América, por su fecundidad no sólo en Estados Unidos, sino también en la República Mexicana.
Las religiosas del Verbo Encarnado llegan a México por primera vez a San Juan Bautista (hoy Villahermosa, Tabasco) en el año de 1894 a solicitud de Mons. Amézquita.

 

FUNDACIÓN EL PRIMER GENERALATO EN AMÉRICA.

Hasta 1929 todas las religiosas del Verbo Encarnado vivían en monasterios autónomos, es decir, cada uno con un gobierno independiente de los otros monasterios de la Orden.

La madre  María Concepción Solís, apoyada por los obispos de Matehuala, SLP, Chilapa y Cd. de México, realizó los trámites correspondientes en Roma, recibiendo una respuesta positiva el 17 de abril de 1929, quedando así establecido el primer Generalato de la Orden del Verbo Encarnado, es decir se organizó la Congregación con un gobierno central que la coordinaba, dirigida por una superiora general y su consejo.

 

ANTECEDENTES HISTÓRICOS DEL INSTITUTO PEDAGÓGICO ANGLO ESPAÑOL

Nuestro colegio fue fundado con el nombre de Fitz Gibbon, por Religiosas del Verbo Encarnado del Monasterio de Cleveland, E.E.U.U., quienes tuvieron que retirarse de México el 31 de diciembre de 1945. Siendo la Superiora General de las Religiosas del Verbo Encarnado de México, la Madre Ma. Concepción Solís, asumió el reto de continuar atendiendo a las 1200 alumnas que aquí estudiaban. La primera Superiora y directora fue la M. Ma. Gema de la Mora.

Aunque 200 niñas se retiraron, se inició el nuevo curso con 1700 alumnas, porque se cambiaron a esta escuela las secciones de Normal y Preparatoria que estaban en el Anglo Español (Sadi Carnot). Durante un año conservó el Colegio su nombre de Fitz Gibbon y al siguiente se le puso el nombre de Instituto Pedagógico Angol Español.

En 1948 la Normal y Preparatoria se cambiaron al edificio de Morelos No. 30, quedando sólo Jardín de Niños, Primaria, Secundaria y Comercio.

En 1965 se estableció la Preparatoria otra vez en esta ubicación con 42 alumnas.

Otras hermanas que ocuparon el cargo de directoras generales fueron Rosa del Carmen Mejía, Ma. Concepción Zubieta, Ma. Leticia Barba, Ma. Leticia Dibildox, Graciela González y Gloria Leticia Ramírez Godoy.

Siendo directora general del Colegio la Hna. Gloria Leticia Ramírez Godoy, México sufrió la experiencia del sismo del 19 de septiembre de 1985. Al ser afectados muchos edificios en la colonia Roma, el nuestro tuvo que ser revisado y durante 5 semanas las distintas secciones funcionaron en diferentes planteles que generosamente nos prestaron otras Congregaciones.

Ante esto, en 1986 se separaron las distintas secciones, quedando la Secundaria y Preparatoria en la colonia Roma. La Preparatoria ocupó desde entonces el edificio de Durango 101 y la Directora fue la Hna. Esperanza Ocejo.

En los últimos años, la dirección ha sido desempeñada por la Hna. Teresa Padilla, Mtra. Cielo Gavito, Hna. Ma. Guadalupe Pantoja, Hna. Judith Rivera, Hna. Ma. Teresa López Cao, Hna. María de Jesús Rizo Guzmán, Hna. Gloria Estela Solís Palacios y Mtro. Arturo Garza Ramírez y actualmente de nuevo la Hna. María Teresa López Cao.